jueves, 10 de noviembre de 2016

TALÓN DE AQUILES

-




Para mí es importante actuar 
como si no lo supiera
Aunque estoy convencido
de que nada cambia.

.Leonard Cohen..
A veces
el  poema es un sol indolente.
 Se frota los nudillos desnudando
los finos dobleces de su ego,
 se torna un trozo de lágrima
en caída libre
sobre un pañuelo
 desgastado por arroyos.
Sin embargo,
sigue tarareando el camino a casa.



En la sobremesa de este medio día
 los segundos pasan y cuentan
_ sobre el fregadero _
el tintineo de unas gotas de agua
enlazadas
en el canto de _Leonard Cohen_ ,
mientras la página del libro con tus versos
 inclina con desdén,
 el acento inalterable del azar,
que no nos pertenece.



Así es
como brota la excusa
en este sordo entusiasmo
para ahogarnos
en la lealtad furiosa del adiós.



Si, hace tiempo quiero desligarme
hundir mis ojos en el fango,
apilar la tinta
debajo del origen bastardo de mi nombre
y oscurecer el sonido del teclado
para ignorar que detrás de esta pantalla,
arde insensato como un buitre,
mi innegable talón de Aquiles.




De mi libro Tres Vueltas de Llave.
Julia Hernández
2015

-- a

lunes, 24 de octubre de 2016

ERRANTE




Fotografía de Jordi Gual



Invento continuidades:
un dios oculto
en el reverso de los muebles rotos.
Una mentira,
un pez ermitaño
que incansable augura
mi deuda de mar.


Es por eso
que este atardecer
escanea tantas calles
  lavadas por asfaltos,
y así,
con un jirón de viento a sus espaldas,
se aleja como un niño entre comillas.



Hoy
 me busco entre cenizas,
con la sola intención de borrar
 los signos premonitorios
de esta línea divisoria
que fermenta versos
sin razón.



De pronto,
errante soy en el mapa de todas mis agendas
mientras se esparcen de rodillas las palabras,
como si fueran bujías interminables
que sin mirar,
también me desconocen.




Julia Hernández
De mi poemario Tres Vueltas de Llave



---

jueves, 31 de marzo de 2016

POEMA A PIGMALIÓN
























Nunca estuve a la altura de tu Galatea.
Conocerte, Pigmalión, desató en mi vida
un campo minado,
que recorrí fuera del confort
del mármol.



Sin embargo, en tu museo de piedra
fui un contrato sin promesas.
Ahí conservas la perversa costumbre
de olvidar
el éxodo desvergonzado
de la primavera.



Ahí donde las dalias apenas son amables
y se inclinan en caída libre
ante el galanteo en la ventana;
desde donde Dios nos mira
con el dulzor melancólico de los despojados.



Aquel día, al buscar tu Galatea,
subiste a ciegas hasta el templo de cristal.
Llegaste hasta la calle resbaladiza de su nombre
y saliste en defensa de imposibles odiseas
Esculpiste la herida entre la tarde
y fue inmensa la fantasía en tus olivos.
Entonces aferraste los dedos al teclado
con el cincel y la navaja,
para escribir esta carta
que hoy recibo.




La leí a solas en la calle.
Vagué sombreada
entre el humo furioso de los autobuses,
en medio del verde sin semáforo.
Apenas pude sostenerme
del frío ensordecedor
que viaja ahora
en todos los eneros
y deshace en lluvia mi inventiva.



Julia Hernández
De mi libro Tres Vueltas de Llave
2015




---

sábado, 2 de enero de 2016

LIBRO





Pueden encontrar mi libro Tres Vueltas de Llave en la Librería Universitaria en la Calle de la Amargura y en la
Librería Andante San Pedro diagonal a la Escuela de Artes
Dramáticas.




Muchas gracias.



---

domingo, 27 de diciembre de 2015

DESENCUENTRO



De mi libro Tres Vueltas de Llave





Para ser quien soy,
he peregrinado por el vientre de la luna en solitario.
Alcé mi nombre hasta la cumbre del destierro
y olvidé la llave de todas mis esperas, padre,
tú no estabas
en mi nombre ni en mi puerta.



Julia Hernández

--

viernes, 13 de noviembre de 2015

PUERTO LIMÓN- INVITACIÓN

-

Cordialmente invitados.
Muchas gracias.




--

lunes, 9 de noviembre de 2015


Pueden encontrar mi libro Tres Vueltas  de Llave en las siguientes librerías:

Librería Universitaria UCR, San Pedro , Calle de la Amargura.Costa Rica

Librería Andante San Pedro, diagonal a La Escuela de Artes Dramáticas. Costa Rica.


Muchas gracias.







---